viernes, 7 de noviembre de 2008

Berchtesgaden, un pedacito en Austria donde hay de todo


BERCHSTEGADEN: EL PUEBLO MÁS DECORADO DE LOS ALPES AUSTRIACOS

Si tenés que visitar sólo un lugarcito en los Alpes austríacos, tratá de que sea este : una ciudad hermosa con música en vivo en las calles, paisajes asombrosos y edificios que parecen sacados de un cuento.

Casitas barrocas y minas de sal
Si llegaste a Salzburgo, en Austria, no podés dejar de hacer un viajecito de 20 minutos más para conocer una joyita escondida en los Alpes de Bavaria, al sur de Alemania. Alemania se mete con una pancita de mapa dentro de las montañas austríacas para mostrarte este lugar de ensueño, en el extremo sur del país germánico. Toda esta ciudad tienen una atmósfera única y maravillosa, tanto a la mañana cuando la bruma se eleva de los lagos y se escapa, barrida por suaves vientos, descubriendo como un velo los valles profundos y los picos nevados en torno a una ciudad barroca que conserva el clima de aldea. A solo 23 km de Salzburgo, la ciudad queda más cerca de la cuna de Mozart que de Munich , la capital de Bavaria. Sus calles retorcidas y empedradas lucen fuentes de piedra , fachadas pintadas con arabescos barrocos, casas decoradas como tortas de casamiento, y techitos en forma de cebolla que evocan tiempos del Barroco.
¿ Cómo pudo llenarse de bellezas un pueblo tan apretado entre las cumbres alpinas? Simplemente, está ubicada sobre importantes yacimientos del más preciosos elemento antes de que existieran las heladeras: en las entrañas de estos montes hay minas de sal. La sal era la única manera en la que podía conservarse la carne en tiempos remotos. Y la sal era tan cara que se usaba para pagar sueldos, de donde proviene el término “salario”. Desde el año 1517 se explotaron las minas que daban un producto anual de 600.000 metros cúbicos con los que se obtenían 150.000 toneladas de sal refinada. El mineral de sal extraído viajaba por un “ salducto” subterráneo de 18 km hasta salir en la planta refinadora de Bad Reichenhall.
Las minas en sí mismas te dan un paseo increíble y divertido, ya que se accede a ellas por trencitos y toboganes, que eran los mismo que usaban los mineros en la antigüedad. Dentro de ella te muestran una documental en una caverna y te muestran el único Museo de la Sal del mundo. La única pena de visitarla es que adentro de la tierra te perdés de admirara los magníficos paisajes de este pueblo. Se puede visitar la mina con visitas guiadas que van de mayo a mediados de Octubre, diariamente de 8.30am a 5pm, de mediados de octubre a Abril, los sábados y domingos de 12.30-3.30pm. la entrada cuesta $9.


La zona de los lagos:
Después de un descanso en la afamada Scholossplatz, una espléndida plaza triangular rodeada de edificios del siglo XVI y del castillo (que se pUede visitar) , conviene seguir andando para no perderse nada de la ciudad junto al celeste río Ache.
La otra estrella de la región es el Königssee, el lago más alto de Alemania, que se retuerce en torno al pie del monte Watzmann, 5km al sur de la ciudad. Junto al lago hay un embarcadero y una sendero peatonal que bordea la orilla, que se llena de cisnes ansiosos por que les tiren miguitas . Canteros de flores y bancos estratégicamente colocados ofrecen el paseo dominguero de todos los habitantes del pueblo. A muchos se los ven con pequeñas mochilas y borceguíes, listos para perderse por los múltiples senderos que trepan la montaña . Hay bares, heladerías y oportunas máquinas tragamonedas que te ofrecen un masaje de pie al paso, apenas te subís a una plataforma vibradora. Cada quince minitos parten lanchas colectivas a recorrer el lago , por unos $10 la vuelta. También podés tomar el cablecarril que sube al pico Jenner, desde el cual se obtiene una vista espectacular del lago y la ciudad.
Si lo que querés es investigar los senderos de montaña, podés pedir planos que explican el kilometraje y la duración de cada caminata en la oficina de turismo que está frente a la estación central de trenes . ( De lunes a viernes de 8am-6pm, Sábados de 8am a5pm, domingos de 9am a3pm) Las caminatas son todas excelentes: podés llegar a ver cascadas de 400 metros como la Röthbach , al pie del cerro Teufelshörner , junto al lago Obersee.
Casi todo el mudno queiere llegar al Nido de Aguilas, la casa de Hitler en la cima de todo. Debajo de ella hay tuneles y refugios antiaereos donde el Füherer conservaba obars de arte robadas a todo Europa. Estremecedor, y te arruina bastante el dia al ver la vista que tenia ese engendro humano desde su living.
En el centro de la ciudad no faltan los puestos de helados, y de comidas la paso, como el exquisito asado al infrarrojo de que te cortan lonjas que todo el mundo come sentado en la vereda. Siempre hay algún músico callejero para alegrara la velada. Pero la orquesta local sólo toca en el jardín municipal, lleno de flores, con lagunas artificiales donde abundan los peces dorados. La caída del sol escuchando a Schubert entre perfumadas rosas son unos de esos regalos que te da la vida.


Cuándo ir:
Preferiblemente , en verano, para que la nive no te tape nada de lo que podés ver.
Recomendaciones:
· Llevá buen calzado porque hay mucho para caminar.
· Podés para en albergues o pensiones en casa de familia, decoradas al estilo alpino, donde ves cómo ordeñan las vacas a la mañana y cómo cosechan manzanas para hacer el strudel que te vas a comer a la tarde.


Lo imperdible:
-Tratá de llegar a la iglesia de St Bartholoma, en el extremo del lago Königsee, que es Parque Nacional . Está rodeada de bosques, es preciosa, y hay lanchas que te llevan , te esperan y te llevan de vuelta al embarcadero.
-La carne rostizada al spiedo que se vende en todas partes. Tierna, sabrosa , jugosa y llena de aroma a hierbas Es un misterio como lo hacen : es inusperable y su sabor no se compara con nada . Le gana al asado argentino, que ya es mucho .

1 comentario:

pescaenourense dijo...

hola
soy noel de http://pescaenourense.blogspot.com/
te gustaria hacer un intercambio de enlaces entre nuestros blogs?
contestaciones en mi blog o por email
saludos